¡Turismo! La Gran Oportunidad para el 2018 Foro de Inversión Turística de Asonahores
¡Turismo! La Gran Oportunidad para el 2018 Foro de Inversión Turística de Asonahores
En el marco del “Foro ASONAHORES de Inversión Turística” el panel de “Nuevas Generaciones, sus Perspectivas del Turismo”, contó con la participación de destacados líderes empresariales, nacionales e internacionales del sector turístico dominicano, y sirvió para compartir su visión sobre los retos y la competitividad de un área en crecimiento, factor clave para el desarrollo nacional y una gran oportunidad de inversión para capitales nacionales e internacionales para el 2018, por la relevancia del tema, en esta edición les compartimos parte de las opiniones de estas nuevas generaciones del turismo, haciendo particular referencia a los inversionistas que están liderando los negocios del sector en el país, sus pen- samientos y reflexiones sobre la evolución de este importante ámbito descubriendo el potencial turístico de la República Dominicana como un gran destino de inversión; a continuación los líderes...
Edición #11 Portada
Edición #11
February 2018
¡Turismo! La Gran Oportunidad para el 2018 Foro de Inversión Turística de Asonahores

Imágenes

“En Bahía Príncipe, hemos apostado durante estos años por la República Dominicana. Actualmente tenemos 26 hoteles de la cadena, de los cuales 14 están en este país. Tenemos 6,000-6,300 habitaciones. Damos empleo a alrededor de unas 7,000 familias, entre directas e indirectas, somos parte importante del desarrollo de los últimos 20 años.

¨Empezamos en Río San Juan en el 1995 en un sitio donde no había otro desarrollo turístico, posteriormente entramos en Punta Cana, luego pasamos a Samaná y posteriormente en La Romana, con una visión bastante global del desarrollo turístico en toda República Dominicana“. Encarna apunta a continuar dejando ver sus logros en la hotelería del principal mercado turístico del Caribe.

“Fuimos el primer grupo norteamericano que entró al aeropuerto de Punta Cana hace ya muchos años y aquí vimos nacer a nuestro primer hotel, el Sunscape Punta Cana Grand, de lo que hoy es una cadena con 52 hoteles y 20,000 habitaciones de las cuales alrededor de 8,000 habitaciones y 15 hoteles están en la República Dominicana. Estamos en Puerto Plata, en La Romana, además buscamos proyectos de desarrollo en Samaná, Bahía de las Águilas, Miches, etc. Nosotros les debemos mucho a la República Dominicana y a toda su gente porque han tratado muy bien a nuestra gente y por eso es que regresan, y por eso es que regresamos con inversiones, con proyectos y con nuevas propuestas”

“Nosotros en nuestra fundación en el ’69, siendo los pioneros y los primeros en llegar a Punta Cana, hoy podemos decir que la industria de la República Dominicana se llama el turismo. Nos falta mucho, tenemos un buen futuro por venir, y lo mejor no ha llegado. En nuestro país tenemos una meta de diez millones, que el gobierno actual se ha establecido. Nosotros, desde el Grupo Puntacana, entendemos que no son diez millones que pueda atraer la República Dominicana, debe ser mucho más y que el país tiene la capacidad para hacerlo. Tenemos que trabajar todos unidos con reglas claras y un sistema jurídico claro y establecido a largo plazo”

¿Qué está haciendo el Grupo Punta Cana en temas de innovación y de recursos humanos para nosotros visualizar el turismo al siglo XXI?

Frank Rainieri:
“Justamente es una industria nueva la parte aeroportuaria en la República Dominicana porque debemos decir que el crecimiento que han tenido los aeropuertos data hace de 15 a 20 años. Ya República Dominicana con toda la infraestructura que ha hecho, se ha ido consolidando con la parte profesional y con los recursos humanos necesarios para poder tener una industria aeroportuaria única en el mundo. ¿Qué hemos hecho nosotros en el Aeropuerto de Punta Cana? Nosotros hemos dado un cambio y un giro completo, y hemos entendido que el negocio aeroportuario no es un aeropuerto, y que debemos manejar el negocio aeroportuario no como un simple negocio, sino como un hotel, como un servicio hospitalario, y que la gente cuando llegue al aeropuerto sientan que el servicio es único, que el cliente llega a un aeropuerto primermundista. Debemos de recordar que nuestros visitantes normalmente vienen de esos países más avanzados que República Dominicana y que no están dispuestos a pasar a un aeropuerto de menor calidad del que ellos están acostumbrados. Debemos lograr una eficiencia en el servicio de migración con líneas rápidas, para que el pasajero cuando llegue pueda salir en menos de 30 minutos del momento en que se baja del avión al momento que se monta en su autobús. ¿Pero para la salida qué estamos haciendo? Tenemos un programa justamente ahora donde estamos llevando los quioscos de los aeropuertos a los hoteles para que el pasajero pueda chequearse en el hotel, y cuando llegue al aeropuerto no tenga que hacer la fila de la línea aérea, sino pueda pasar inmediatamente a inmigración y al chequeo de seguridad. Estamos comprando equipos modernos para lograr que el proceso de seguridad sea me-
nos invasivo y más fluido. Con migración estamos trabajando en un proyecto de auto-gate para los americanos y canadienses, en una primera etapa, en donde no tengan que ir donde un agente de migración, sino que puedan, a través de un auto-gate, hacer un proceso mucho más rápido y mucho más eficiente. ¿Qué también estamos haciendo? Estamos ahora reinventando el aeropuerto. Estamos creando infraestructura nueva, áreas de juego de niños única para que los niños menores de edad puedan divertirse y no sientan el estrés del aeropuerto. Estamos creando salones VIP con una piscina, el único aeropuerto en Latinoamérica con una piscina en el área interior restringida, para que el pasajero se sienta que está en la playa todavía, antes de tomar el avión. Y creando el espacio y la infraestructura necesaria para que haya un ambiente adecuado. Esas son las cosas que estamos trabajando para poder innovar y seguir creciendo.”

Alex y Encarna, ustedes representan no solamente dos de las empresas turísticas y hoteleras con mayor presencia y mayor fortaleza en la República Dominicana, sino
también en el Caribe. ¿Qué piensan ustedes que serán las oportunidades y los retos que la República Dominicana tendrá en tema de innovación y de recursos humanos, y desde la perspectiva de ustedes, qué pueden ustedes aportarnos en estos momentos?

 

Encarna Piñero:

“Nosotros en materia de innovación lo que estamos es midiendo la propia experiencia del cliente, intentamos conocer mejor el tipo de cliente que nos viene a nuestros hoteles, poniendo la tecnología al servicio y al conocimiento de nuestro cliente para que nos permita saber, pues esos mapas de calor, cómo se mueve dentro de un hotel, cuánto tiempo pasa conectado a través de unos sistemas wifi, que nos permiten conocer más a nuestros clientes y conocer esa experiencia 360 grados que nos permitirá poder innovar y mejorar en nuestro producto y ser más competitivos. En la parte de recursos humanos, la captación de talento y el desarrollo de talento es la base para este servicio. Yo creo que no nos damos cuenta hoy en día en la República Dominicana, sobretodo nosotros que estamos presentes en casi todos los polos de desarrollo turístico, que hay problemas graves para encontrar un personal cualificado a todos los niveles, desde niveles básicos hasta nivel de gerente medio y gerentes de hotel. Para nosotros  una pérdida de competitividad tener que traer y exportar talento, por ejemplo nosotros traemos mucho talento de España porque al final nuestra central está allí, pero es una pena tener que exportar  talento. Entonces, yo creo que todo lo que comentábamos de esa colaboración público-privada tiene que ir un poco por ahí, y eso es una forma también de ganar competitividad, y es una forma de poner en valor el talento local, y creo que eso es uno de los temas que nos preocupa tanto a corto plazo como a medio y largo plazo. Es una iniciativa que dejo ahí para ponerla en marcha de forma inmediata”.

Alejandro (Alex) Zozaya:
“En el tema de educación, como dice Encarna, se dice que la hotelería se aprende en casa, y yo creo que cada uno de los hoteles han sido escuelas para el personal y para
los colaboradores que se han formado y que afortunadamente han hecho carrera.
Hemos visto como gente crece y de manera muy rápida desde los puestos más básicos y salarios mínimos hasta puestos más ejecutivos y más importantes. Sin embargo, la
parte académica, yo creo que comparado con otros destinos todavía nos falta, de tal manera que los dominicanos pudieran ocupar, en la mayoría de los casos, porque ya los hay pero de una manera mayoritaria, los mandos más altos en los hoteles. Ahí es donde vemos el porcentaje más alto de extranjeros, en los mandos más altos, y que desde luego sería ideal no solamente que fueran ocupados por dominicanos, sino que además podamos exportar dominicanos de nivel muy alto a otros destinos en donde también estamos abriendo hoteles. Yo creo que eso tiene que ver un poco con la parte académica, que es la parte social, porque en los hoteles podemos hacer lo que se puede, pero es un tema de coordinar una inversión de aquellos que tengan vocación turística, que deberían de ser todos porque como decía Frank Elías realmente el turismo es y debe de seguir siendo el motor de la economía para que la formación académica, la parte técnica, vaya abonado a la parte práctica que es lo que podemos nosotros hacer y ofrecer en la parte de los hoteles. Creo que se ha avanzado mucho, como decía anteriormente, pero desde luego nos falta lograr ese nivel de competitividad en la parte más técnica, un poco más sofisticada. Con respecto a innovación, yo creo que una de las cosas que nos ha permitido la tecnología y las redes sociales es que todo el mundo se ha acercado. Nos hemos acercado mucho más al cliente, lo conocemos mejor, y nos hemos adaptado a los gustos y preferencias. En nuestro grupo entendemos que hoy tenemos un viajero, del mercado norteamericano por ejemplo, que viaja más veces por una estancia promedio más corta, lo cual es una ventaja competitiva de la República Dominicana versus otros destinos que están más lejos, pero que busca una experiencia mucho más enriquecedora y mucho más intensa, no está buscando solamente un cuarto de hotel, que se coma bien, que haya una piscina, que haya una buena playa, está buscando una experiencia enriquecedora, está buscando una experiencia más sana. Hoy hay más consciencia de la salud, entonces todo lo que es relativo al tema de wellness, de spa, de comer sano, de aprender cosas nuevas, es algo que hoy el nuevo consumidor está buscando. Afortunadamente lo está buscando porque tenemos la oportunidad de que estos viajeros, cuando vengan a la República Dominicana, no sea igual que ir a cualquier otro lado, que vengan y que vivan el destino, que salgan de los hoteles y que vean la cultura, que vean la artesanía, que vean el arte, que vivan la música, que vivan el destino. Cuando un viajero logra hacer eso, que se compenetra con el destino, no solo con el hotel, tiene primero una tendencia a regresar, la estancia promedio se vuelve más larga, y además democratiza el ingreso y deja una derrama a la pequeña y mediana industria que es muy importante. Entonces, es un “win-win”. Además, en los hoteles ganamos más dinero cada vez que un cliente sale del hotel. Por otro lado, el cliente tiene una mayor experiencia, recomienda más y tiene una tendencia a regresar”

                                                  


Encarna, vamos a hablar un poco de turismo sostenible, y vamos a iniciar contigo. Lo que eran las políticas en materia de sostenibilidad ambiental y sostenibilidad del sector, cuando llegó tu padre al país son muy distintas y obviamente, felizmente dirigidas hoy hacia un desarrollo, hacia el turismo sostenible que las que te corresponden ahora, cuando contigo se da el cambio generacional. ¿Cuál es tu visión sobre lo que deba ser el turismo sostenible, lo que deba ser esa conjunción entre el turismo y el medio ambiente? 

 

                                   

“Bueno, lamentablemente la inversión hotelera es una inversión que, para ser políticamente correcta, es generadora de un impacto importante en el ambiente. Entonces, creo que tenemos que ser, los suficientemente responsables para hacerlo de forma que incorpore y genere valor al sitio donde se opere y donde se realice la inversión. La responsabilidad social corporativa es fundamental que se incorpore en la estrategia de todo negocio, sobre todo del negocio hotelero porque tiene una inversión importante en el medio ambiente. Gestionar responsablemente los residuos, el consumo de electricidad, de agua. La parte social es otra de las partes importantes de esta responsabilidad social, nosotros lo estamos trabajando a nivel interno, con mejorar la calidad de vida de nuestros empleados. Este año pasado hemos invertido alrededor de unos 10 millones de dólares en mejorarles las infraestructuras y las viviendas. Y a nivel social externo, pues ayudando a generar riquezas a las comunidades locales o las comunidades donde nosotros operamos. Muy importante porque al final, no nos olvidemos que estamos en su tierra, estamos en su país, y tenemos que colaborar a la evolución y al desarrollo y a la generación de riquezas de todos los niveles. Este mix de ser responsables con el medio ambiente, de ser responsables socialmente, y de generar negocios que perduren en el tiempo, es lo que nos hace ser mucho más responsables con estas inversiones en el país.”

Frank Elías, tú representas una empresa pionera en el tema de turismo sostenible en la República Dominicana y en el Caribe donde Don Frank Rainieri fundó el Comité
de Medio Ambiente de la CHTA. Tú que representas la nueva generación del Grupo Puntacana, ¿qué visión tienes sobre la sostenibilidad ambiental en el sector turístico?

 

                             

“En el mundo de hoy, no se pude vivir de espaldas a la sostenibilidad medioambiental. El medio ambiente y el turismo deben de convivir y unir, y la unión hace la fuerza.
Los turistas que nos visitan se ven en un ecosistema diferente al que están acostumbrados a ver diariamente en sus ciudades,y cuando vienen aquí vienen a disfrutar no solamente nuestras playas, también vienen a ver nuestra flora, nuestra fauna, nuestros mares, nuestros corales, y por eso es que el Grupo Puntacana ha decidido invertir fuer-
temente en la Fundación Puntacana parapoder asegurar que con las próximas generaciones podamos tener un ecosistema adecuado al momento y a lo que nuestros
turistas nos están demandando. Lamentablemente, nuestro ecosistema es muy frágil en la República Dominicana y hay muchas áreas en donde ya se ve un deterioro muy
importante. La Fundación Puntacana firmó hace poco un acuerdo con el Ministerio de Medio Ambiente, en donde a través de un decreto y de un parque, ha asignado toda
la zona hotelera de Punta Cana como un parque submarino, y en los pocos tiempos que llevamos desde que comenzamos el programa medio ambiental, hemos podido ver como nuestra área protegida de arrecife es completamente diferente a otras áreas arrecifes de la misma zona, solamente por la protección que nosotros le damos y cómo el mismo turista está aprovechando más ver esos arrecifes florecer, nuestros peces crecer, y ver ya una fauna completamente diferente a otras áreas. Justamente también, el año pasado firmamos un acuerdo con la universidad de Roger Williams en donde ya vamos a comenzar producir el pez loro dentro de tanques para luego ser expuestos al mar, para poder nosotros acelerar el proceso de la reproducción del coral y del pez loro, que es tan importante para mantener las playas de arena blanca que son las que venden nuestro país y son la principal razón de porqué los turistas nos visitan en nuestro país. También tenemos un programa muy importante, y que vamos a mantener por muchos años, que es la re-
producción del coral. Nos dimos cuenta que podemos reproducir el coral fuera del mar, y que el crecimiento cuando lo hacemos fuera es 5 veces más rápido que cuando
se hace dentro en los mares. Con eso estamos comenzando a reproducir toda nuestra barrera natural. Varias organizaciones nos han apoyado para llevar este proyecto no
solamente a Punta Cana, sino a Boca Chica, a Monte Cristi, a Punta Rusia, y hasta a Haití, para poder nosotros recrear nuestra barrera de coral en todo el territorio nacional. Sí, firmemente creemos en esto y estamos dispuestos a seguir invirtiendo porque necesitamos un medio ambiente adecuado a lo que vivimos hoy en día.

Alejandro, AM Resorts tiene presencia en varios destinos del Caribe, y sin duda tú eres una suerte de leyenda en México. Cuéntanos un poco de cómo tú ves el de-
sarrollo, del turismo, medio ambiente, el turismo sostenible. ¿Cómo tú ves eso comparando República Dominicana con México? ¿Dónde tenemos espacio para mejorar en tu opinión?

 

                                 

“Es que va muy ligado porque una de las preferencias del turismo actual es que tiene más consciencia del medio ambiente. El medio ambiente es un producto que hoy
demanda el turista. Yo me gasto más mi dinero y le soy más leal a un destino dónde se cuida el medio ambiente. Entonces, son importantísimas estas incitativas de las
que hablaba Frank, por ejemplo, la parte del acuático. Yo creo que República Dominicana de manera natural y casi rústica desde un inicio cuando hicieron las reglas de desarrollo, el que los hoteles no fueran más altos que las palmeras y que se remetieran 60 metros de la línea del mar, en algunos sitios hasta 100 metros, ha funcionado muy bien. En República Dominicana, comparado con muchos destinos incluyendo México, pues cuando vas caminando en la playa, independientemente de que haya 4 - 6,000 habitaciones en la zona, pues ves los palmares y no sientes esa presencia tan pesada de la parte de los hoteles, que yo creo que ha habido aciertos que en su momento se dieron utilizando el sentido común, y que proyectan al cliente una experiencia mucho más natural. Eso es importante. Nosotros hemos certificado nuestros hoteles dentro del Rain Forest Alliance, que es una certificación que se obtiene con prácticas sostenibles, desde el manejo de basura hasta el manejo de la energía, las restricciones que tenemos, las limpiezas de las playas, y todas estas cosas, pero en realidad tiene que haber ese balance y el tema es cómo lograr que las prácticas sostenibles incluso sean mejor negocio porque en la manera en la que los hoteles o la industria puedan no solamente ayudar al medio ambiente, sino que además tenga una repercusión económica favorable, es como realmente se va a acelerar este tema. Un tema muy importante en República Dominicana que sí lo comparo con otros países como oportunidad, es el tema del agua. El tema del agua en la zona de Punta Cana, en toda esa zona del Este, es realmente un problema. La manera en la que explotamos el agua que cada quien puede hacer un agujero y sacar el agua que quiera tiene el problema de contaminación, de aguas contaminadas que puede generar enfermedades y además el agua no es eterna. Yo creo que con el agua dulce, el agua fresca tenemos que tener mucho cuidado.Está la iniciativa del acueducto, que ojalá finalmente funcione, pero yo creo que el tema del agua es una oportunidad por ejemplo con respecto a México. Y el otro tema es el tema de la energía. En la República Dominicana la energía es muy cara, es poco competitiva contra otros destinos, es más barata por ejemplo que en Jamaica, pero es mucho más cara que en México por ejemplo, y yo creo que este es el peor de los dos mundos ya que gastamos más y contaminamos más. Entonces al encontrar las fuentes alternas de la energía para bajar el costo y sobre todo para bajar el impacto ecológico es una oportunidad también para la República Dominicana”

Alejandro, Uno de los temas que hemos estado viendo es la necesidad de aumentar el gasto por turista. Recientemente República Dominicana anda alrededor de los 235 dólares por noche de gasto por turista, y Panamá andaba por arriba de 200 y Costa Rica andaba por más de 300 dólares. Sin embargo, la la tasa de ocupación promedio de la República Dominicana es considerablemente más elevada. Entonces es un tema del modelo económico de nuestra industria, pero ¿qué tú piensas que deberíamos hacer para elevar el gasto diario del turista que visita República Dominicana?

“La oferta de valor de la República Dominicana es excepcional. Es sorprendentemente buena para el turista, lo cual no es muy buena noticia. Quiere decir que el cliente está pagando por una experiencia que cuando la vive pasamos todas sus expectativas, entonces algo estamos haciendo mal. Yo creo que el marketing no empata la calidad del producto. Si el marketing y la promoción fuera tan buena como el producto, el cliente estaría satisfecho, a lo mejor no tanto como ahora sin embargo pagaría más. Yo creo que el reto de la República Dominicana está en subir el precio. No es posible que un hotel de la misma marca, mismo tipo de hotel, mismo tipo de inversión, incluso mismos arquitectos, en otras plazas del Caribe pague 20-30% más que en la República Dominicana. ¿Por qué tiene que pagar menos en la República Dominicana cuando la oferta de valor es tan alta? Pues porque no tiene la percepción del precio que tienen otros destinos en el Caribe, en donde la gente sí está dispuesta a pagar un Premium. Entonces yo creo que República Dominicana tiene que hacer mayor y mejor marketing de manera consistente por mucho tiempo, y no es un tema barato, para que podamos elevar
las tarifas promedio para que las marcas de los destinos de la República Dominicana cobren una tarifa mucho más alta que la que hoy están cobrando. Yo creo que es un tema de marketing porque en tema de producto pues estamos en un altísimo nivel comparado con la mayoría de los destinos del Caribe, pero no en precio. Sin embargo, lo que se ha hecho muy bien en la República Dominicana es generar mucho tráfico, y se ha generado escala. Y este tráfico ha traído vuelos, y hoy tiene el Aeropuerto de Punta Cana por ejemplo, una conectividad tremenda de muchísimos destinos. Ese flujo, ese tráfico, esos millones de turistas que hoy llegan son los que generan las oportunidades para nichos de más alto nivel. Es decir, gracias a que hay vuelos de tantos lugares, gracias a que hay tráfico de tantos diferentes países y de tantos niveles socio-económicos hay la opor-
tunidad de abrir un hotel boutique de una marca muy alta, un hotel orientado al wellness. ¿Cómo ha pasado en la Riviera Maya? Cancún en la Riviera Maya era específicamente all-inclusive, masivo, cuatro estrellas, y hoy tenemos todo tipo de marcas a partir de que hay tráfico. Entonces, es importante tener la escala y el tráfico, pero al mismo tiempo abrir estos nichos al turismo más alto. Y quiero decir que hoy por hoy la oferta masiva de la República Dominicana también es mucho mejor de lo que era hace apenas unos años. Entonces, yo creo que es un tema de marketing. Hay que comprometernos tanto en la parte del marketing que hace el Estado. Debería de haber un fideicomiso, un organismo mixto del sector privado y el gobierno para que manejáramos el marketing como si estuviéramos manejando una empresa, y no con un fondo político sino con un fondo comer-
cial. Y esto nos llevaría a llevar un precio mucho más alto por el gran producto que hoy tenemos”.

Encarna, Cuéntanos tu perspectiva sobre el mismo tema.
“Todos vamos en la misma línea, es poner mucha promoción, marketing y poner en valor lo bueno que tiene este país. Todo lo que queremos es conseguir que el cliente esté dispuesto a pagar más, que venga más veces, y que hable de nosotros para que la gente de su alrededor venga y pague mucho más para venir a República Dominicana. Muy importante es que el turista cuando llegue aquí el primer impacto que tenga cuando salga del aeropuerto encuentre un país limpio y ordenado, y esto al final es una suma de elementos que harán que el cliente esté dispuesto a pagar más, porque al final no nos olvidemos que nosotros podemos poner el precio, pero el cliente al final es el que tiene que estar dispuesto a pagar más por venir aquí. Esto es un cúmulo de factores que tienen que ayudar que este precio se incremente”.


Frank Elías, Ustedes sin duda han hecho una apuesta de hace varios años hacia acá, a un turista de mayor gasto, y el mejor ejemplo es el Tortuga Bay, pero más recientemente la inversión que han hecho en el Blue Mall, y la que han hecho en aumentar los espacios para gastronomía y diversión en el área de Punta Cana. ¿Cuál es la visión del Grupo sobre este tema?


“Alex dio en el clavo, y dijo la realidad del cliente que está llegando a República Dominicana, y creemos todos que realmente el país necesita una campaña importante de publicidad para todavía atraer a un mejor  cliente. Ahora, vamos a separar esto de lo que gasta el cliente en el destino República Dominicana. Nuestro destino, principal-
mente Punta Cana, que es donde ingresa el 67% de todos los turistas, no tenía ni la infraestructura ni tampoco tenía la oferta complementaria para poder gastar más fuera de los hoteles. Hasta hace poco, el cliente no tenía dónde ir. Sí, eso es real, la oferta complementaria es buena, tenemos buenas excursiones, sin embargo teníamos un destino oscuro completamente de noche, donde el cliente no tenía una acera correcta para salir a caminar, diversidad de tiendas, restaurantes, y ofertas para que la gente vaya a comprar. Poco a poco el destino sí ha venido y ha hecho las inversiones necesarias, los dominicanos y los extranjeros, para que el turista sí salga a gastar. Ha venido un Coco Bongo, en donde nadie pensaba que era capaz de llevar a 800 personas diarias a divertirse, promedio, hay veces que llevan 1,500. Ha venido un Blue Mall, donde tenemos más de 30,000 metros
de tiendas disponibles, y donde la oferta de tiendas y gastronomía ha ayudado a que el cliente pueda entender que puede salir de los hoteles a un lugar atractivo y cómodo,
y eso va a ayudar a que el gasto por cliente aumente. En esos países como Costa Rica y principalmente Panamá, debemos recordar que son turistas de ciudad, en donde
se quedan en una ciudad y salen a gastar el dinero o en el aeropuerto o en centros comerciales, pero no tienen una masa turística como nosotros. Nosotros tenemos una combinación en donde del 3,5 millones de turistas que vamos a estar recibiendo este año no podemos tener todos de alto nivel, sino que hay una combinación. Y ya así, con
la llegada de Tortuga Bay, se demostró que la República Dominicana y el destino Punta Cana pude tener hoteles de alta gama, muy alta gama, y no todo incluido. Y hay otros
como Eden Rock en Cap Cana que vino también, y otro en Ubero Alto, y vendrán otros más que sí están creyendo en que se pueden hacer marcas de nivel. Se pueden hacer
porque hay una oferta complementaria y una infraestructura que hoy la tiene, y que hace cinco años no se tenía”

Encarna, dada su enorme experiencia y el conocimiento internacional del grupo que usted dirige, ¿qué retos tenemos en República Dominicana para consolidar nuestro éxito frente a otros destinos competidores? Y, en línea con la misma pregunta, ¿por qué invertir en la República Dominicana y no en otros destinos?

“República Dominicana es nuestra segunda casa. Yo siempre digo que tengo sangre dominicana. A ver, los retos que tenemos frente a otros, para mí mejorar la competitividad por supuesto. Tenemos unos retos, empezando por un desarrollo y crecimiento sostenible. Crecer 5,000 habitaciones me parece bien porque hay un objetivo de conseguir 10 millones de turistas. Es muy importante que este crecimiento a la larga genere riqueza y que no se masifique el turismo. El crecimiento y el desarrollo del país tienen que ayudar a que esto se gestione en infraestructuras. Ya no solo en aeropuertos sino en infraestructuras básicas, gestión del agua, gestión de la electricidad, la limpieza, gestión de residuos. Esto es uno de los grandes retos para ser más competitivos. Por supuesto el tema de gestión de talento local es importantísimo, esto es lo que nos hace ser mucho más competitivos que otros países y yo creo que hay un gran potencial. Hay que poner en valor las costumbres, la cultura, las playas, la riqueza de este país. Nosotros, y tengo que comentarlo porque somos de los pocos que estamos en Samaná. Samaná es una maravilla, es de las joyas del Caribe. Cayo Levantado, esa isla, vayan a visitarla frecuentemente es una pena que no haya más inversión de poner en valor lo que es Samaná. Es un destino único en el Caribe, y no se dan cuenta porque está lejos, menos mal que hicieron la autopista, eso fue un gran logro, y hay un aeropuerto también. Hay que poner valor, darle importancia a cada uno de los polos de desarrollo turísticos del país. Es muy importante también y
no lo puedo dejar de decir es la burocracia en los trámites administrativos para conseguir licencias en mejoras de las infraestructuras hoteleras que ayudaría a mejorar el producto y a innovar, a veces estamos esperando licencias para reformar habitaciones, para reformar restaurantes, que es mejora de producto, y estamos hasta un año para conseguir una licencia. Y esto va en contra de lo que estamos diciendo de mejora en la calidad”


Alejandro ¿Cuáles son para ti los elementos importantes para mejorar y aumentar la competitividad de la oferta y el producto turístico dominicano?

“Tomando en cuenta todo lo que ha mejorado, y como decía Frank Elías hay una oportunidad de que incursionen marcas de hoteles no todo incluido y de muy alto nivel, porque ya hay una oferta complementaria pero un tema que no hemos tocado que es fundamental es la seguridad. El cliente solo va a salir de los hoteles para ir a las
discotecas, a los centros comerciales, a los restaurantes si hay seguridad. Es un mito que la gente cuando hay all-inclusives no sale del hotel. Eso no es verdad. Si hay producto de calidad, si hay oferta complementaria de calidad, por supuesto que sale, y los hoteleros promoveremos que salgan, pero no si no hay seguridad. La seguridad es absolutamente fundamental. Hemos visto como han sufrido otros destinos que se han destruido por temas de seguridad.

La percepción es muy importante. La prensa internacional y nacional nos puede hacer pedazos en diez minutos con un problema de seguridad que se vuelve un tema social, un tema político, pero sobre todo un tema comercial muy importante. Entonces, la seguridad es absolutamente fundamental. Si no tenemos seguridad, todo lo demás no funciona. En materia de competitividad yo creo que una oportunidad para República Dominicana es que lo más difícil ya está hecho, y que es una pena que no lo hayamos podido capitalizar, como lo es la pre-internación. A este país se le otorgó un derecho del Departamento de Estado Norteamericano para que los pasajeros de Estados Unidos pasaran migración y aduana aquí de tal manera que cuando lleguen a los Estados Unidos lleguen como vuelo doméstico. Esto es un absoluto privilegio. Compitieron muchos destinos en el mundo para lograrlo, y lo logró Punta Cana. En este caso específicamente Aeropuerto de Punta Cana con las estructuras listas para hacerlo. Esto haría mucho más competitivo el destino. Hay aeropuertos que lo tienen, como es el caso de Bahamas y Aruba que cobran una tarifa mucho más cara, estamos compitiendo con Canadá y con los cruceros. Ese crecimiento masivo de americanos viajando a la zona, el que ha captado la mayor cuota de mercado son los cruceros. No quiero que los veamos como enemigos, pero sí que veamos la oportunidad de competir en condiciones mucho más justas y mucho más atractivas. La pre-internación, el hecho que ya se haya autorizado, lo más difícil ya está hecho. La infraestructura ya está, el Departamento de Estado Norteamericano ya lo aprobó, y que esté detenido por un tema nacional, yo creo que son demasiados los factores externos que tenemos entre naturales, huracanes, terremotos, todo lo que puede ser, todos los temas de las economías internacionales, los temas de política internacional, como para que encima nosotros nos la vengamos a complicar si es un tema que se pude solucionar en la República Dominicana. Era como para que la semana que entra se haya solucionado internamente, anunciemos que hay pre-internación, se generen nuevas rutas de nuevos vuelos de las diferentes ciudades de los Estados Unidos a la República Dominicana, y la demanda siga creciendo en función de la oferta. Estamos muy contentos con el crecimiento de la oferta en la República Dominicana, pero, o crece la demanda o va a venir un desbalance y un descalabro. Entonces esa es una gran oportunidad”.

 

                 
Frank Elías, ¿Cómo piensas que se pude utilizar la oferta inmobiliaria turística en el objetivo de lograr el número de habitaciones que se demanda para el futuro, y qué tú piensas del posible desarrollo de nuevos productos financieros para básicamente apoyar eso?


“Estamos totalmente de acuerdo con Alex, es muy necesario para poder crecer a los doble dígitos que justamente en años anteriores crecíamos. El sector hotelero está
cambiando, y las grandes cadenas hoteleras del mundo ya están en las zonas de Punta Cana y Bávaro. Pero poco a poco han comenzado a llegar cadenas medianas y
cadenas pequeñas, y todas están dispuestas a abrirse a la caracterización y buscar socios locales. Hoy el sistema financiero dominicano es completamente diferente a lo que era hace 15 años o 20 años. Ahí nuevos instrumentos, los fideicomisos, fondos de inversiones, hay también recursos bancarios, AFPs, etc, que dan la oportunidad de que cualquier persona pueda invertir en el sector. Esas cadenas pequeñas están buscando socios, y nosotros los dominicanos que no hemos sido agresivos en invertir en
el sector hotelero en la República Dominicana debemos de comenzar a involucrarnos un poco más y comenzar a invertir en ellos. Hay hoteles ya que se han abierto y que han
sido muy exitosos buscando fondos locales de empresarios locales en la inversión de sus hoteles. Yo llamo a todos ustedes que están aquí, porque les interesa el sector,
porque creen en el sector, que comiencen a buscar oportunidades, y que comiencen a invertir un poco más en ese sector. No solamente la parte industrial sino en el sector
de la construcción, en el sector de la operación de hoteles. Esto nos va a ayudar a crecer nuestra economía y a seguir creciendo, y nosotros hemos sido líderes en la parte
de segundas viviendas. Hay pocos países en el Caribe y en Latinoamérica que tienen una segunda vivienda tan importante como en la República Dominicana, y esa es una
inversión importante porque no solamente compromete a una persona a venir dos, tres, o cuatro veces al país, sino también que crea puestos de trabajo importantes, y
crea un cliente fiel en cualquier momento y día del año. Es una oferta que está creciendo no solamente en la zona de Punta Cana, sino a nivel nacional completo, y nosotros
como grupo estamos llevando esa oferta ahora al Sur del país en Punta Arena, en la provincia de Baní, que creemos que puede ser un nuevo polo turístico con una oferta
hotelera diferente, con un tipo de turismo diferente, y en donde esa oferta de segunda vivienda va a ser muy importante para todo nuestro país y para toda la región Sur de la
República Dominicana. Creemos que hay mucho potencial en las segundas viviendas, y exhortamos a todos también a invertir en este tipo de proyecto de segunda vivienda
en la República Dominicana.”

Alejandro, uno de los logros de actual gobierno del presidente Danilo Medina es apoyar el surgimiento de nuevos destinos Playa Grande, Miches, destinos en los que se comienzan a ver sus inversiones, caso Punta Arena, en donde un grupo de empresarios dominicanos están invirtiendo en Baní, caso potencial de Bahía de las Aguilas. ¿Tu empresa AM Resorts consideraría invertir en estos nuevos destinos de la República Dominicana?

“Sí, nosotros estamos viendo proyectos en Miches, estuvimos con el presidente en Bahía de las Águilas lo cual es precioso, ahí es un poco más complicado la parte de la infraestructura, pero ojalá que se detone, Playa Grande estamos viendo algún proyecto adicional en esa zona, nos encantaría estar en Samaná o Las Terrenas, tenemos la intención de seguir creciendo. Un tema muy importante que además ha mejorado de manera dramática en los últimos diez años es la participación de la Banca, Están desde luego los bancos españoles, que hasta hace pocos años todo el crecimiento en la parte de deuda en el Caribe era dominando por la banca espa-
ñola y algunos bancos canadienses, y alguno que otro banco italiano o francés. Los bancos americanos han sido muy tímidos en la participación. Sin embargo, el resur-
gimiento de la banca nacional, particularmente cómo nos han apoyado como para que estos desarrollos, consiguiendo deuda competitiva, sean realmente factibles. No podemos esperar que a los destinos fuera de Punta Cana les vaya bien solamente cuando Punta Cana ya se llenó, y solamente sean vasos comunicantes una vez que ya no hay camas se vayan al otro destino. Cada quien se tiene que promover con su propia marca, sus propios atributos, diferenciadores para que la gente vaya a vivir una experiencia diferente en Puerto Plata que la que vive en Samaná en Punta Cana o en La Romana, y mientras eso se haga yo creo que hay oportunidad desde luego de seguir creciendo. Queremos y vamos a seguir diversificándonos en diferentes destinos en la República Dominicana, pero necesitamos el acompañamiento de inversionistas locales como dijo Frank Elías, que cada vez los vemos más, tenemos ahora socios locales muy importantes también, y con el apoyo y el acompañamiento de la banca local que para nosotros es absolutamente fundamental”.

Encarna, Alex, ustedes en Europa tienen la devolución del IVA de las compras a la salida en los aeropuertos. ¿Tú crees que la devolución del IVA en la República Do-
minicana potenciaría el gasto diario del turista, potenciaría las compras, sería una manera de promover el comercio? ¿Qué tú opinas de eso?

Encarna Piñero
“Pues, la verdad no soy una experta en fiscalidad, pero creo que sí, claro tiene que haber negocio para poder comprar y poder invertir y hay que ver cuál es el peso que esa devo-
lución del IVA realmente va a repercutir en el turista. La clave, es que el turista tenga para invertir y para comprar”
 

Alejandro Zozaya
“Yo creo que es una ventaja adicional. Todolo que sea de valor agregado al cliente ayuda. Y es un valor agregado al cliente importante que le puedas devolver el IVA. Se
sienten más bienvenidos, más dispuestos a gastar, y yo creo que es una ventaja para el Blue Mall y para todo el shopping. Cualquiera que se dedique a la industria del retail
abogaría porque se devuelva el IVA. Primero porque es justo, segundo porque nos vuelve más competitivos”.