Gente de Éxito: Vinicio Subero
Gente de Éxito: Vinicio Subero
“Mi inspiración viene dada por mi intención y mi atención. Mi intención de dejar un legado digno y mi atención a los detalles para lograr que esto suceda"
Edición  #13 Portada
Edición #13
August 2018
Gente de Éxito: Vinicio Subero

El Director Comercial de Ron Barceló, Vinicio Antonio Subero Ortíz, es un joven emprendedor empresario, ingeniero civil con postgrados en Administración de Proyectos, en Negocios Internacionales y en Negociación que ha otorgado un empuje claro y decisivo a la conocida empresa dominicana Ron Barceló. gente de éxito/ Vinicio Subero

RFDE¿Cómo entra Vinicio Subero en la industria del Ron?

“Aproximadamente 13 años quedé absorto por la bibliografía de Andrés Oppenheimer, quien es un prestigioso periodista argentino que reside en los Estados Unidos y quien cita en sus libros, muchos de los desafíos que enfrentan los países de América Latina para poder competir efi cientemente en el ámbito global. En sus escritos se resaltan algunas de las, en aquel entonces todavía escasas, pero contundentes, historias de éxitos de nuestros países en el marco comercial internacional.” Agrega Subero que para ese momento se da cuenta de que creía profundamente en que República Dominicana podría ser pate de la lista de esas historias narradas por Oppenheimer “y que el ron era un producto prometedor, con un complejo proceso de producción, que podría llevarlo a convertirse en una marca país simplemente prestando atención a las tendencias del consumidor, llevando esos hallazgos a nuestro equipo de trabajo y provocando el ir en contra de nuestra propia inercia, exigiéndonos cada vez más, motivados a posicionar nuestro destilado nacional como un jugador icónico capaz de trascender nuestras fronteras geográficas”, puntualizó.

RFDE¿Se defi ne como una persona de éxito? Si es así ¿Cuáles actitudes o claves le han favorecido o considera usted le han marcado para ser un empresario de Éxito?

“La clave del éxito es muy relativa y que considerarse exitoso en alguna de las etapas de la vida empresarial requiere mucha madurez, pues de lo contrario este pensamiento podría servir de cimiento para los muros de un área de confort que podría limitar nuestra capacidad de innovación, de reinventarnos y de provocar cambios, en lugar de simplemente adaptarnos a ellos. En caso de no materializarse todos estos elementos, harían de un posible éxito, una alegría efímera”. “No obstante –continuó-, me identifi co plenamente con la “escalera del éxito” de Richard St. John, en donde éste es un viaje constante que inicia con la pasión y termina con la persistencia. Los peldaños entre un extremo y otro están ocupados por el trabajo arduo, vocación de servicio, foco y empuje. Mientras caminemos entre los linderos de estos valores, y nos divirtamos genuinamente haciéndolo, estaremos construyendo nuestro éxito particular. Intento mantenerme mirando los peldaños bajo mis pies para asegurarme de que tienen alguno de estos rótulos para luego, con paso seguro, avanzar al próximo.”

RFDE indagó acerca de la etapa más importante en la vida de Vinicio Subero, quien asevera que es la actual. “Esto se debe a un compromiso interior para prestar atención a todo aquello que está sucediendo a mi alrededor y mi constante ejercicio para mantenerme enfocado en cada instante”, lo que le permite estar en un continuo aprendizaje, aceptando y disfrutando.

“Mi inspiración viene dada por mi intención y mi atención. Mi intención de dejar un legado digno y mi atención a los detalles para lograr que esto suceda”.

RFDE ¿Cuál ha sido su éxito como empresario?

“Si hay algún éxito, sería el de haber formado un equipo de trabajo que está siempre insatisfecho con los logros, a pesar de que éstos se antojen grandiosos. Un equipo que se mantiene hambriento y que confía en la recompensa de un trabajo arduo, pero inteligente”, añadiendo que no han temido cambiar las reglas del juego, e incluso inventar un juego nuevo “siempre apegados al marco de la ética y al de los valores más sólidos.”  “En otras palabras –continuó-, hemos apostado por un equipo que puede mantener una marca viva, fresca y relevante por generaciones, que ha desarrollado la capacidad de volver lo imprescindible en prescindible y con ello en atemporal”. Señaló los logros ciertamente tangibles, “como el haber pasado de ocupar la posición número 38 en el ranking mundial de rones, hace poco más de 15 años, y hoy ser el número 1 dentro de los rones oscuros de exportación, según las estadísticas del reporte británico IWSR, el de ser la única empresa dominicana en estar totalmente integrada verticalmente, produciendo su propia caña de azúcar hasta envasar y comercializar los rones terminados, de ser la primera empresa de rones a nivel mundial en ser certifi cada Carbono Neutral por compensar al 100% las emisiones de dióxido de carbono y el de haber sido la marca de rones Premium dominicanos en obtener el máximo galardón a nivel internacional, reconociéndose nuestro Barceló Imperial como el mejor Ron del Mundo en dos ocasiones consecutivas por el Beverage Tasting Institute de Chicago”, expresó con orgullo.

RFDE ¿Cómo es la producción de Ron Barceló?

“Es un arte casi alquímico en donde no hay espacio para el conformismo y donde reina la curiosidad en las mezclas de rones naturalmente envejecidos”, indicando además que “el ser el único ron dominicano, y uno de los pocos del mundo, con un proceso de p r o d u c c i ó n verticalmente integrado, nos permite velar con mimo la siembra de nuestra propia caña de azúcar y perseguir la excelencia en cada una de las etapas, hasta llegar al disfrute por parte del consumidor fi nal, que valora nuestro respeto por el medio ambiente y reconoce nuestra responsabilidad con la comunidad.”

RFDE ¿Cuáles considera usted sean las claves de Éxito de Ron Barceló?

“La diversidad de sus productos: Barceló cuenta con un amplio portafolio de rones Premium, cuyas variantes han sido elaboradas para satisfacer numerosos momentos de consumos y paladares, formando parte de la alta coctelería o bien ofreciendo bebidas de meditación que maridan a la perfección con comidas y puros”. Otra de las claves es la diversidad de su gente, manifestando que “es una empresa que basa su reclutamiento, retención y promoción de talentos en el mérito, abriendo las puertas a los mejores profesionales de diferentes nacionalidades, edades y género”. Sobre el particular, añadió la diversidad cultural, ya que “Ron Barcelo es la marca dominicana más internacional con presencia en unos 75 países, lo que nos ha permitido aprender y perfeccionar el arte de negociar dentro de diferentes culturas y con ello, transferir experiencias a los aportes estratégicos que podemos volver transversales entre los diferentes mercados.”

RFDE En su opinión, en República Dominicana, ¿cuál ha sido el aporte más importante de la empresa a RD, en cuanto a RSE se refiere?

“Haber sido la primera y, hasta el momento, la única marca de ron en haber c o m p e n s a d o al 100% todas las emisiones de dióxido de carbono que se generan en la producción. Es el aporte más trascendental, no solo por el impacto directo a la sostenibilidad del medio ambiente, sino por provocar un estímulo a ser emulados en esta práctica por otras empresas dominicanas pertenezcan o no a la industria licorera”. En materia de inversiones, Vinicio Subero indicó que en los últimos 15 años, Ron Barceló ha invertido en República Dominicana una suma mayor a los 100 millones de dólares, y sobre la participación en el mercado de exportación dominicano, destacó que las mismas representaron un 70% de su venta anual, al finalizar el año 2017, “constituyéndose en la marca número uno de exportación de rones oscuros a nivel mundial, según el reporte británico IWSR”.

RFDE ¿Cuál cree usted que sea el valor compartido más relevante de la empresa en RD?

“La transparencia”

RFDE ¿Qué inversiones ha realizado la compañía en los últimos años y a cuánto ascienden?

“Las inversiones más recientes y entre las más trascendentales son las relacionadas con la sustentabilidad, en donde el monto ha superado los 20 millones de dólares en los últimos 8 años y tras ellas tenemos un plan sistémico que abarca programas de impactos positivos en el agua, el aire, el terreno y en la comunidad”.

RFDE ¿Cuáles son los programas de Responsabilidad Social Empresarial que ejecuta la empresa, tanto para sus empleados como en la comunidad donde está establecida? ¿Cree que dichos programas han mejorado la competitividad de la organización?

“Son varios los que tenemos y que impactan “como el haber pasado de ocupar la posición número 38 en el ranking mundial de rones, hace poco más de 15 años, y hoy ser el número 1 dentro de los rones oscuros de exportación”. positivamente la calidad de vida de nuestros empleados y de la comunidad, entre ellos se destaca el más reciente llamado la Bloquera Solidaria. Se trata de una alianza entre el Ayuntamiento de San Pedro de Macorís, CEMEX y nuestra fundación AFD-Ron Barceló, en una iniciativa social inclusiva y auto sostenible que facilita la fabricación de bloques de concreto a familias que buscan construir o mejorar su propia vivienda.” Agrega Subero que “este proyecto tiene un efecto multiplicador ya que cada familia que trabaja en la fabricación de sus bloques tiene el derecho a 4 de cada 10 bloques elaborados, mientras los restantes 6 bloques se venden a negocios de la zona para comprar los materiales que darán paso a la producción de los bloques que fabricará y utilizará una nueva familia”. Indica que este programa facilita el acceso a tecnología, materia prima y capacitación. “Nuestra Fundación se ha caracterizado por promover la educación en los niños facilitando transporte e infraestructura, tales como aulas y espacios deportivos, así como la formación de maestros…” Añadió que “de la misma manera, nos enfocamos en la asistencia de los envejecientes, brindándoles soporte en sus actividades diarias y en el cuido de su salud, procurando brindarles una tercera edad con dignidad”, puntualizando que sin duda alguna, “estos programas son pilares en la motivación de nuestros empleados y forman parte importante del salario emocional que todos demandamos”.