Management + Strategy + Business
Santo Domingo República Dominicana Flag Icon
18-12-2018

Rafael Paz:Competitividad en la República Dominicana

El El actual director ejecutivo del Consejo Nacional de Competitividad, Rafael Paz, desarrolla la agenda estratégica para afianzar la competitividad de la República Dominicana. Sin duda alguna, el rol de Rafael Paz al frente del Consejo Nacional de Competitividad, marca una huella importante en el impulso del sector industrial, la relación de éste con el Estado, y la promoción de una actuación cada vez más sustentable que permita un crecimiento cónsono con las necesidades de la nación y las expectativas de sus ciudadanos.

Hemos invitado a Rafael Paz a participar en esta edición, dedicada a la a la Industria y su relación con “Marca País”, donde pretendemos exponer a la industria nacional como pivote del desarrollo, promoción y digna representación de la República Dominicana.

RFDE ¿Cómo definiría usted el estado actual de la competitividad de República Dominicana?

RP: En primer lugar, es indispensable explicar en qué contexto se encuentra el Estado Dominicano. La competitividad en la RD debe ser vista desde la perspectiva de la transformación, asumamos que es lo más parecido al proceso de preparación de un atleta de alto rendimiento que se prepara para una competencia internacional, solo que, en esta ocasión, este atleta junto a sus entrenadores dedica un enfocado esfuerzo en identifi car que mejoras le permitirán obtener un mejor desempeño en su próxima competición. Estamos impulsando un proceso de transformación institucional, estructural y cultural en nuestro país, una revolución nunca antes vista en la que por primera vez se produce una cada vez más robusta alianza público privada.

En esta etapa de diagnóstico se está retratando la realidad en que operan los sectores productivos del país, estamos visitándoles, escuchándolos, palpando lo que ocurre y como ocurre para luego convertir estas barreras en oportunidades a través de las disposiciones que el propio presidente Danilo Medina está disponiendo.

Un ejemplo de esto es el fortalecimiento institucional que se ha articulado alrededor del Consejo Nacional de Competitividad, a pesar de existir desde el año 2006, no se le había dado cumplimiento a la Ley 1-06 en lo relativo a la designación de los miembros del Consejo, para que el mismo pudiera sesionar. Por lo cual, a pesar de estar operando, lo hacía a un nivel técnico. Adicionalmente, en el año 2012 se crean otras instancias vinculadas a los temas de competitividad que solapaban el rol del Consejo. Esta señal de voluntad política elevó la relevancia en la agenda nacional de los temas de competitividad y productividad, y nosotros hemos sido facultados para impulsar, junto a otros actores de la administración pública, las articulaciones necesarias para hacer que los cambios se produzcan.

A partir de la promulgación del Decreto 389- 17, que designa los miembros del Consejo y agrupa los temas de Competitividad en una sola instancia, comienza una nueva etapa mediante las celebraciones del Pleno del Consejo, presididas por el mismo Presidente de la República, y que desde su primera reunión el 4 de diciembre de 2017 ha implementado 21 medidas de impacto para la mejora de la competitividad nacional.

RFDE: ¿Cuál ha sido el comportamiento de la competitividad del país en los últimos 10 años y a que factores le atribuye usted dicho movimiento?

RP: Aunque resulte sorprendente la República Dominicana ha exhibido importantes debilidades en su capacidad de medición interna en la competitividad, en tal sentido, han sido los indicadores internacionales, como el Índice Global de Competitividad, los referentes para establecer donde nos encontramos en el mapa competitivo mundial.

El Índice Global de Competitividad es un indicador realizado por el Foro Económico Mundial para medir la competitividad de los países a nivel mundial, con el objetivo de permitir a los líderes empresariales y a los generadores de políticas públicas del mundo, identifi car sus principales avances y obstáculos en materia de competitividad.

Desde el Consejo Nacional de Competitividad damos seguimiento al indicador para revisar los resultados del país, durante la última década el IGC para la República Dominicana ha tenido un comportamiento fl uctuante entre 3.6/7 y 3.9/7, con una tendencia netamente positiva, lo que signifi ca que el país ha logrado avanzar en competitividad.

El Foro Económico Mundial (WEF por sus siglas en inglés) defi ne la competitividad como la “serie de instituciones, políticas y factores que determinan el nivel de productividad de un país”. Con el IGC el WEF evalúa las economías a través de 3 subíndices, los cuales se dividen en 12 pilares compuestos por 114 indicadores que muestran los principales fundamentos micro y macroeconómicos de la competitividad.

El índice también pondera la puntuación de los países según su etapa de desarrollo, es decir, dependiendo el nivel de ingresos del país, la base (los pilares) en la cual está fundamentada su competitividad será diferente, por lo que el índice atribuye una ponderación de los pilares según la etapa de desarrollo que se defina. Según el WEF, la República Dominicana se encuentra en una etapa de desarrollo definida como “Conducida por la Eficiencia”, por tanto, el principal factor para mantenerse compitiendo es fortalecer y mantener procesos de producción más eficientes y de calidad.

Según lo anterior, los factores de mayor peso en el indicador para el país son los relativos a la eficiencia de sus mercados, aunque los factores básicos como el ambiente macroeconómico y las instituciones tienen alta influencia en el resultado final. En la última década, el aumento paulatino de la competitividad del país ha estado impulsado por la mejora del ambiente macroeconómico, la educación superior, la creciente eficiencia del mercado de bienes (que incluye las exportaciones) y la salud y la educación primaria. Pese a lo anterior, aun debemos seguir ajustando una serie de medidas claves para colocar este “atleta de alto rendimiento” en el marcador que debe estar y justamente en ello trabajamos, estamos convencidos de que las medidas sugeridas en cada pleno del Consejo Nacional de Competitividad, y que posteriormente el Presidente convierte en disposición gubernamental, evidenciarán en el mediano plazo resultados que se apreciaran en la economía nacional.

RFDE ¿En el marco de su posición al frente del Consejo Nacional de Competitividad?, ¿cuáles son las grandes líneas estratégicas qué marcan su gestión y cuáles son sus objetivos?

RP: Desde el Consejo promovemos una visión práctica de la competitividad, a los fines de desarrollar un conjunto de medidas de impacto y con efecto inmediato en el “Doing Business” y el Informe Global de Competitividad del WEF, organismos que miden a nivel internacional el avance de los países en materia de competitividad y clima de negocios. Nuestra visión es impulsar medidas de tipo administrativo, de rápida ejecución y que para cuya concreción sólo se requiere una instrucción precisa del Presidente de la República, y un seguimiento intenso por parte de COMPETITIVIDAD con el apoyo de los Ministros y entidades claves. Para esto, hemos desarrollado la “Agenda Dominicana Competitiva”, la cual consta de 4 pilares estratégicos:

1. Facilitación de Comercial y Formalización

2. Más Productividad y Exportaciones

3. Innovación

4. Más Empleos Formales de Calidad.

RFDE ¿Cómo está midiendo el impacto de su gestión?

RP: Desde nuestra designación en mayo del 2017 a la fecha, hemos logrado el fortalecimiento institucional y organizacional del Consejo Nacional de Competitividad, combinando los técnicos que ya existían en la entidad con una plana de profesionales multidisciplinarios y estableciendo las Direcciones de Técnicas, de Análisis Regulatorio, de Inteligencia Competitiva y de Clima de Negocios. En adición con el nombramiento en noviembre de 2017 de los miembros del Consejo, se activan las sesiones del pleno, donde mensualmente con el Presidente de la República se trazan las pautas para impulsar la competitividad de los sectores productivos.

De estas sesiones se derivan 21 medidas de impacto, entre las que se encuentran:

  • Reducción a 3 días de la Constitución de Compañías.
  • Reducción a 1 día la de REGISTRO DE NOMBRE COMERCIAL.
  • Creación de la Ventanilla Única de Permisos de Construcción.
  • Fortalecimiento integral de la DIGEMAPS.
  • Renovación Automática de los del Registro Sanitarios.
  • Creación del Comité Nacional de Facilitación de Comercio.
  • Relanzamiento del Plan Nacional de Mejora Regulatoria.
  • Aplicación de la metodología Simplifica RD.
  • Elaboración de una estrategia públicoprivada para fomento de las exportaciones.
  • Aumento de la productividad y la generación de empleos, a través del Comité para la Coordinación de Políticas de Desarrollo Productivo y las Exportaciones.
  • Establecimiento de una Mesa para el análisis de los costos de la cadena logística.
  • Establecimiento de la Mesa de Conectividad Logística y Elaboración del 1er Catálogo de rutas hacia El Caribe.
  • Eliminación del cobro de la tarjeta de Turista en los aeropuertos.

RFDE ¿Qué tan competitiva es la Industria Dominicana ante un mundo globalizado y los acuerdos de libre comercio que ha firmado el país?

RP: La industria dominicana cuenta con sectores pujantes y que se destacan a nivel internacional, un ejemplo de esto lo representan importantes agroindustrias, farmacéuticas, industrias del plástico, de alimentos y de productos de belleza que compiten de manera exitosa. En el sector de las zonas francas, hemos logrado posicionarnos con la diversifi cación de la oferta, a productos de mayor valor agregado como los dispositivos médicos, donde somos líderes, dispositivos electrónicos, calzado y cigarro.

Sin embargo, somos conscientes que quedan importantes retos en materia de facilitación de comercio y tramitología, para lo cual, desde Competitividad, estamos coordinando acciones que apoyen una “desburocratización” de los servicios públicos a las empresas y a los ciudadanos. Lo anterior no invalida lo que es evidente, el gobierno dominicano está tomando medidas necesarias y estratégicas, en concurso con los mismos sectores involucrados. Lo que plantea que podemos y estaremos en mejores condiciones para atraer inversión extranjera y aumentar nuestro potencial exportador una vez estas disposiciones cumplan su ciclo de incorporación a la dinámica productiva nacional.

RFDE: ¿Cómo se compaginan Competitividad y Sostenibilidad en República Dominicana?

RP: Son indispensables, desde Competitividad promovemos las políticas de producción más limpia, que conjuntamente con el Ministerio de Medioambiente, apoya a las industrias en las prácticas de producción con un uso menos intensivo de recursos y un mayor aprovechamiento de los mismos, lo que no solo se traduce en un menor impacto medioambiental, sino también en rentabilidad para las industrias, en la medida que ahorran agua, energía e insumos. Dos ejemplos de ello son la industria minera y de turismo

RFDE:¿Hemos visto un importante esfuerzo comunicacional por parte de su gestión, ¿Qué rol juega la comunicación en este proceso de impulsar la competitividad?

RP: La Competitividad somos todos, no es una tarea del sector público, o del sector privado de manera aislada, es un esfuerzo país de todos los dominicanos. Para esto debemos comunicar efectivamente los retos que tenemos para poder avanzar en materia de competitividad, y las medidas que estamos tomando a los fi nes de hacer partícipes a todos los ciudadanos y empoderarlos para apoyar, lo que denominamos, la revolución del optimismo.

Creemos en la rendición de cuentas, en la transparencia y en que nuestras industrias y nuestra gente tienen un excelente potencial para destacarse a nivel internacional, es por esto que nos interesa comunicar lo que hacemos y tener los oídos en el corazón de la gente para poder, como servidores públicos, identifi car las soluciones para nuestros problemas de competitividad.

RFDE: ¿Qué relación podríamos decir que guarda la “Competitividad País” con la “Marca País”?

RP: Precisamente, en la parte de promover lo que hacemos, Marca País es una estrategia de promoción de los atributos, productos,personalidades de un país a nivel internacional a los fi nes de proyectar los mismos. Marca País es una sombrilla que sirve de plataforma para que los sectores más competitivos de un país alcancen nuevos mercados y el país atraiga mayores inversiones. La Competitividad País, indudablemente se benefi ciaría de contar con una Estrategia Marca País, sin embargo este es solo un ingrediente, de un sinnúmero de aspectos, dentro de los que se encuentran el ambiente macroeconómico, el clima de negocios, la seguridad jurídica, la I+D+i, las infraestructuras e instituciones de un país, entre otros.

RFDE: ¿Cómo le da soporte el Consejo Nacional de Competitividad al sector empresarial Dominicano? ¿Cuál es la visión de servicio de su institución y en que se traduce en términos de oferta de valor?

RP: El Consejo Nacional de Competitividad es una institución de carácter mixto, por lo cual en el pleno participan 9 miembros del sector privado, adicionalmente contamos con un Consejo Consultivo compuesto por 28 empresarios. Desde Competitividad se articulan mesas de dialogo público-privado para identifi car las trabas que afectan a los sectores e impulsar las soluciones para las mismas.

Adicionalmente la entidad cuenta con su Carta Compromiso al Ciudadano, donde se defi nen los servicios que brindamos, el de Acompañamiento Técnico, Asistencia Técnica, Información Estratégica, que permiten apoyar a las empresas y ciudadanos en los temas vinculados al accionar de la institución. 

RFDE: ¿Cuáles son los retos de República Dominicana para la próxima década?

RP: Como retos para poder competir en un mundo globalizado podríamos mencionar: mejorar la calidad del suministro de energía, elevar las capacidades técnicas de nuestros recursos humanos, fomentar los encadenamientos productivos entre la industria nacional y zonas francas, el sector agropecuario y el turismo, mayor inversión en innovación aplicada a las industrias, mejorar los costos de la cadena logística y la cadena de frio. Indispensable resulta, seguir fortaleciendo la alianza público-privada que justamente, en este escenario actual, nos está permitiendo responder a problemáticas que probablemente pasaban desapercibidas ante el poder ejecutivo y que hoy son visibles ante la voluntad política .

RFDE: ¿Cómo se está apoyando la innovación como parte fundamental de la competitividad en los tiempos de la 4ta Revolución Industrial?

RP: Desde Competitividad entendemos la necesidad de generar procesos de innovación aplicados a la industria, por lo cual en adición a la colaboración que realizamos con el Ministerio de Educación Superior Ciencia y Tecnología, como parte del Consejo Nacional de Innovación y Desarrollo Tecnológico hemos desarrollado una alianza con la Cámara Americana de Comercio para un proyecto de innovación empresarial. La 4ta revolución industrial supone un reto de signifi cativa importancia para nuestras economías, exige transformaciones profundas en la cultura de nuestras instituciones, en la forma en que funciona nuestra economía, en la formación de nuestra mano de obra, en la transformacion digital que exige, no solo en RD, sino en el contexto global y muy especialmente en los países de la región.

RFDE: ¿Cuáles son los retos de República Dominicana para la próxima década?

RP: El Presidente Medina está altamente comprometido con el tema, prueba de esto lo constituye el apoyo y renovación que ha dado al Consejo y las sesiones mensuales donde traza las pautas y pide rendición de cuentas a los Ministros y Directores miembros del Consejo sobre los trabajos encomendados para mejorar la competitividad en el país.

RFDE: ¿Cuál es el reto más grande que le ha tocado vivir al frente del CNC?

RP: Conocer el Estado por dentro ha sido toda una travesía maravillosa, donde he conocido gente muy positiva y donde he tenido la oportunidad de poner un granito de arena para que el país se fortalezca, lo más interesante de todo es que no he llegado solo, he venido acompañado de un consejo maravilloso. Donde todos juntos, junto con el Presidente de la República y su equipo de gobierno con quienes hemos construido una agenda de trabajo por la República Dominicana.

RFDE: ¿Cuál es su mayor deseo para la RD?

RP: Que potencie su economía, para generar mayor bienestar y mayores oportunidades para los emprendedores, para las mujeres, para aquellos que están trabajando en el campo, para los que están en las empresas como trabajadores, construyendo oportunidades, cortando procesos, reduciendo plazos, creando iniciativas que permitan facilitar las exportaciones, generando una sinergia positiva. Además de transformar su cultura.

 

Acerca de Rafael Paz:

Nace en Manhattan, New York- 7 de julio 1983, Casado con Aurora Pérez Torino, y un solo hijo: David Paz Pérez. Cuenta con una amplia formación en áreas como gobernanza, gerencia pública, empresarial, liderazgo y comunicación política, obteniendo sus títulos de altas casas de estudios a nivel nacional e internacional como Universidad Iberoamericana (UNIBE), George Washington University, INCAE Business School y realizó estudios en Barna Managment School, es miembro del Alumni Global Shapers Community del Foro Económico Mundial.

Por seis años, se desempeñó como vicepresidente ejecutivo del Consejo Nacional de la Empresa Privada (CONEP), fue miembro del Consejo Nacional de Seguridad Social (CNSS), del Consejo de Directores del Fondo Patrimonial de las Empresas Reformadas (Fonper), de la Comisión Ejecutiva del Consejo Económico y Social (CES), del Consejo del Centro de Exportación e Inversión de la República Dominicana (CEI-RD), de la Comisión Nacional de Empleo del Ministerio de Trabajo, fue coordinador del Comité de Transporte del CONEP y secretario del Consejo Económico Binacional Quisqueya, entre otros importantes órganos.

Durante la modificación constitucional del año 2010, fue asesor de la Asamblea Nacional, asesor del Senado de la República de 2009 a 2011, asesor en Asuntos Constitucionales y Legales de la Presidencia de la Cámara de Diputados y de la Oficina de Análisis, Seguimiento y Evaluación del Presupuesto durante el período 2010-2012.

Fue el primer secretario de la Escuela Nacional de Formación Electoral y del Estado Civil (EFEC) de la Junta Central Electoral, durante el periodo 2006- 2007 se desempeñó como abogado para Asuntos Públicos de la Dirección de Políticas Públicas de la Suprema Corte de Justicia y desde el año 2007 es miembro del Claustro de Profesores de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Pedro Henríquez Ureña (UNPHU). En la actualidad se desempeña como director ejecutivo del Consejo Nacional de Competitividad.

 

 

Foto: wikipedia.org