IV Edición: Recursos energéticos & mineros

Apoyan a mujeres empresarias de minorías para impulsar sus negocios de belleza en Navy Yard

La belleza y el bienestar se mueven muy bien en la Gran Manzana, y ahora Navy Yard se convertirá pronto en un espacio para que pequeños empresarios de minorías, especialmente mujeres, abran sus negocios en esa parte de Brooklyn, sumándose a una industria exitosa de más de $450,000 millones.

Así lo reveló este jueves el alcalde, Eric Adams, tras anunciar el impulso del proyecto AYO Labs, en Brooklyn Navy Yard, manejado por R.F. Wilkins Consultants, que busca ayudar a empresas, propiedad de negros, indígenas y otras personas de color (BIPOC), y que se estima creará más de 900 empleos directos e indirectos en los primeros cinco años, como parte de la iniciativa, que es descrita como una incubadora y aceleradora de empresas.

“Nuestra administración cree que tenemos un papel fundamental para ayudar a las pequeñas empresas a convertir sus grandes sueños en realidad”, dijo el mandatario local. “La ciudad de Nueva York está adoptando una postura y devolviendo dinero a los bolsillos de los empresarios negros y latinos, especialmente a las mujeres de color y nuestra inversión en AYO Labs en Brooklyn Navy Yard ayudará a las pequeñas empresas, incluidas muchas de propiedad BIPOC (negros, indígenas y personas de color) y mujeres empresarias, a ingresar al mercado de la belleza, desarrollar y ampliar sus marcas y convertirse en la próxima generación de empresarios exitosos“.

La Administración Municipal aseguró que la primera fase del proyecto, que contará con una inversión de $25 millones, se completará en el 2025 en un espacio de 26,000 pies cuadrados donde se apoyará a más de 100 emprendedores anualmente.

En su afán de reducir las barreras y apoyar a las minorías y a las mujeres empresarias de Nueva York para ingresar y expandir sus negocios de salud y belleza, AYO Labs proporcionará herramientas, recursos y apoyo “para convertir ideas innovadoras en negocios prósperos con programación para emprendedores en etapa inicial”, que incluye soporte administrativo, tecnología, instructores, capacitación práctica, asistencia técnica, tutoría y oportunidades de acceso a capital.

“Ampliar las oportunidades para que las empresas propiedad de mujeres y negros tengan éxito es fundamental para nuestras comunidades y la economía local”, manifestó la presidenta del Concejo Municipal, Adrienne Adams. “Los nuevos AYO Labs en Brooklyn Navy Yard apoyarán a los empresarios locales que buscan dejar su huella en la creciente industria del bienestar y la belleza y hará avanzar a la próxima generación de empresarios en nuestra ciudad”.

Kevin D. Kim, comisionado del Departamento de Servicios para Pequeñas Empresas (SBS), destacó la Gran Manzana se destaca por ser innovadora y mencionó que el proyecto impulsará a cientos de pequeños empresarios a dar sus pasos hacia la consolidación de sus negocios.

“AYO Labs en Brooklyn Navy Yard está honrando esa tradición al ayudar a más de 100 empresarios diversos a llevar sus sueños a la vida. SBS está deseosa de trabajar con Brooklyn Navy Yard y R.F. Wilkins, una de las M/WBE certificadas de la ciudad, para apoyar a la próxima generación de empresarios aquí en la ciudad de Nueva York”, dijo el funcionario.

Lindsay Greene presidenta y directora de Brooklyn Navy Yard Development Corporation afirmó que AYO Labs en Brooklyn Navy Yard reforzará la reputación de la ciudad de Nueva York como un lugar que promueve el desarrollo económico inclusivo.

“Hacer realidad visiones como esta en Brooklyn Navy Yard es el núcleo de nuestra misión. El desarrollo de esta nueva incubadora, aceleradora y fabricación por contrato ayudará a nivelar el campo de juego para los BIPOC emergentes y las empresas propiedad de mujeres y generará movilidad económica para innumerables familias y la ciudad en su conjunto”, dijo Greene.

De acuerdo a datos de la compañía McKinsey, a pesar de que la industria del bienestar y la belleza representa casi $450,000 millones de dólares que se espera superen los $600,000 millones para el 2030, solamente el 2.5% de los ingresos son de empresas de belleza creadas o propiedad de personas de color.

“Nuestras empresas propiedad de minorías y mujeres son la columna vertebral de nuestra ciudad y merecen nuestro apoyo para que sus empresas pasen de ser sueños a ser potencias”, dijo la vicealcaldesa de Vivienda, Desarrollo Económico y Fuerza Laboral, María Torres-Springer. “AYO Labs en Brooklyn Navy Yard será un recurso tremendo para los BIPOC y las empresas propiedad de mujeres en una industria de salud y belleza masiva y en crecimiento que históricamente no ha sido accesible para ellos”.