IV Edición: Recursos energéticos & mineros

Busi trabaja en la transformación digital de las líneas de transporte interurbano

La primera aplicación para comprar boletos interurbanos en el país es un hecho. Las personas pueden hacer uso de la tecnología para adquirir tickets de autobús desde sus dispositivos móviles para viajar a las principales ciudades del territorio sin necesidad de pisar un terminal.

Su CEO, Saidmar Contreras, considera este emprendimiento que nació hace 9 meses lo suficientemente disruptivo como para cambiar el curso del sector transporte en Venezuela. “No es solo un servicio de movilidad, sino una necesidad”, dice

Con Busi, el venezolano tendría en sus manos una opción mucho más económica, segura y sencilla para poder recorrer tranquilamente Venezuela.

Quien mejor que ella, la que vivió, sufrió, peleó y lloró durante su vida como bachiller y universitaria por un mejor transporte para levantar un proyecto como Busi.

Para Saidmar Contreras no había señal más clara que el vívido recuerdo de su lucha diaria cuando, trabajando para Ridery y de visita en un terminal de autobuses capitalino hace un año, entendió que Venezuela seguía sin tener una solución viable en materia de movilidad para facilitar el transporte interurbano del ciudadano de a pie.

Tenía que hacer algo. Y así nació su emprendimiento aquel marzo de 2023, cuando el terminal de La Bandera, sus vendedores ambulantes, líneas de autobuses carentes de personal con experiencia, oficinas de información vacías y un camino de confusión, desorden y ansiedad desdibujaban una realidad que debía que cambiar.

Aquel fue el punto de inflexión: la necesidad de la gente, y como ingeniera en telecomunicaciones, aprovechó sus conocimientos para intentar resolver el problema. El usuario requería información en tiempo real de todo lo que involucra un viaje (precios, horarios, ubicación y unidades disponibles), y ella estaba dispuesta a dársela. Al fin, el venezolano tendría en sus manos una opción mucho más económica, segura y sencilla para poder recorrer tranquilamente el país.

La mastermind de Busi

Con 29 años de edad, Saidmar Contreras es la fundadora y CEO de este emprendimiento. Fue la encargada de concebir Busi desde cero. No nace de una marca blanca, aclara, sino que el proceso de investigación y levantamiento estuvo pensado a la medida de las necesidades de lo que es el transporte interurbano en Venezuela y algunos países de Latinoamérica.

Es caraqueña, pero con raíces gochas, subraya orgullosa. Cree que, de ahí precisamente, es que nace su personalidad echa’ pa’lante, como la de su padre. «El espíritu emprendedor siempre estuvo merodeando en nuestra casa y desde pequeña quise hacer algo grande, que importase», recuerda.

Egresó de la Universidad Católica Andrés Bello en 4 años y medio. Una decisión 100% consciente, enfatiza. «La tecnología fue lo mío desde que tengo memoria». De hecho, estaba indecisa entre Mecánica y Telecomunicaciones, pero leyó el pensum y descartó la primera porque la Química y ella nunca se llevaron bien.

No perdió tiempo y comenzó a trabajar, después de graduarse, como desarrolladora. «Eché códigos durante un año entero, pero no me encantó porque es un trabajo demasiado duro, solitario. Eres tú, tus audífonos y una pantalla». Con miedo de ir perdiendo de a poco su creatividad, decidió buscar opciones. No pasó mucho hasta que escuchó el cargo de product owner (o dueña/gerente de producto, en español), cuyas bases tecnológicas se comparten equitativamente con la gerencia y el lado creativo de la profesión.

Busi App Transporte Venezuela Tecnología Emprendimiento 

Saidmar Contreras deseaba trabajar en soluciones viables para ayudar a resolver el problema de movilidad en el país

En ese momento encontró su media naranja. Al menos desde el punto de vista profesional. «Y nadie me ha podido divorciar de este trabajo», recalca. Pasó por fintechs, apps de telemedicina, trackings GPS, y finalmente llegó a formar parte del equipo de Ridery, en 2022. Allí cayó en cuenta de que la movilidad también era un tema apasionante para ella.

«Parte de mis tareas era investigar mucho qué dice la calle, lo que opina, porque a medida que uno recibe feedback, se hacen las mejoras del producto. Vas entendiendo mejor la necesidad y se va trabajando poco a poco en hacer los cambios necesarios», manifiesta.

Tanto compartió con el usuario que comenzó a revivir sus momentos relacionados con el transporte público. ¿Cómo aún no existía una solución viable para agilizar los procesos? Así levantó la información necesaria al cabo de unos meses y se la presentó a Gerson Gómez, CEO de Ridery, quien inmediatamente le dijo que el proyecto no tenía cabida en el paraguas de servicios de su empresa, pero sí le pareció que podría lanzarse como un emprendimiento.

Contando con su apoyo, Saidmar Contreras decidió renunciar y dedicarse a hacer realidad su sueño: transformar la experiencia de los pasajeros mediante la integración del mundo digital en el sector de la movilidad.

La pionera y la solución

El proyecto comenzó junto con tres personas, hoy son 15. «Y, con orgullo, puedo decir que, quizás, no seré la primera CEO mujer en el país. Pero sí creo ser la primera fundadora y diseñadora de un proyecto de base tecnológica como este».

Busi le ofrece a una persona que necesite viajar fuera de la capital o quiera conocer el país una experiencia innovadora para hacerlo a través de una aplicación móvil.

«La app es muy sencilla. Se puede descargar a través de la Play Store para Android. Para iPhone estará disponible dentro de una semana», acota. «Luego se pasa al registro, que es un formulario sencillo, muy básico y voilà, ya eres usuario de Busi. De hecho, a las pocas horas de haber lanzado la plataforma, ya teníamos nuestro primer cliente», cuenta feliz.

Navegar a través de la aplicación es bastante simple. Una vez dentro, aparece un buscador similar a los que se usan las aerolíneas para bookear los pasajes de avión. Posteriormente, se detalla el origen, se ubican los destinos disponibles, el día que se quiere viajar y los pasajeros con sus características. «Luego de esto, se hace la búsqueda y se muestra la disponibilidad. Es así de sencillo», rescata Contreras.

Actualmente cuentan con una alianza que les permite trabajar con las rutas de Expresos Occidente. «Sin embargo, la idea es ir agregando cada vez más y más líneas al servicio para que los pasajeros puedan tener todas las opciones de transporte terrestre existentes en el mercado, variedades horarias y de destinos», enfatiza.

“LA IDEA ES QUE PUEDAN IR POR TODA VENEZUELA Y QUE LA OFERTA ESTÉ CENTRALIZADA EN UNA ÚNICA APP, BUSI”

Para el proceso no se necesita ir hasta la terminal para comprar el boleto. Es uno de los principales beneficios, de hecho. Con Busi, todo es digital. «Además, también funciona con mensajería de texto para quienes no tengan teléfonos inteligentes. El mensaje llega con un localizador del viaje y eso sirve para hacer el check in en el terminal, se hace el abordaje y se muestra cómo va la ruta», explica, destacando que poco a poco agregarán funcionalidades para mejorar aún más la experiencia.

El sueño de Busi es llegar a todos los terminales del país

Levantamiento

El proyecto cuenta con un panel administrativo y de aplicaciones móviles. «Trabajamos con lenguajes híbridos, lo que nos facilita el desarrollo para Android y iOS, eso hace que podamos interactuar efectivamente y agregar funcionalidades de una forma mucho más rápida», explica la emprendedora. «Estamos haciendo también una migración completa a React, un lenguaje de programación que nos permitirá tener acceso a muchas librerías, y podremos agregar infinitas características de manera rápida».

El desarrollo comenzó en agosto de 2023, aunque estuvieron par de meses antes en procesos de investigación. «Estamos brindando toda una plataforma para que las líneas de transporte se autogestionen. Esperamos que todos sus procesos estén digitalizados, que sus pizarras, administración e ingresos queden registrados. Estamos logrando una transformación digital, enseñándolos a tener el cambio de cultura interno para que sus trabajadores vean la importancia de estar conectados a la nube con todo el mundo en tiempo real», asegura la CEO de Busi.

«Por otro lado, estamos haciendo la transformación digital de cara al pasajero. Somos disruptivos porque creemos que se merecen el proyecto. Con Busi tienen a la mano la tecnología y las herramientas que hacen que su toma de decisiones sea más rápida, efectiva y sin caos».

La app es bastante sencilla. Además, es eficiente en su cometido

Sin competencia y ante una realidad país

Actualmente, Busi es la primera empresa que ofrece servicios de venta de boletos a través del transporte interurbano. «Hasta la fecha, no tenemos competencia. Por eso queremos aprovechar ese vacío», destaca Contreras. «Esto existe en Europa y Estados Unidos desde hace años, nosotros también nos lo merecemos y por eso estamos aquí. Por un lado, Venezuela es uno de los países de Latinoamérica con más carreteras asfaltadas. Todo lo que es el transporte terrestre es un medio viable en todos los sentidos, no solo para el turismo sino para el comercio», destaca. Por eso tienen claro que les queda mucho por hacer. «Líneas de autobuses hay muchas, pero creo que lo que no ha habido es modernización en las unidades y los procesos. Expresos Occidente, por ejemplo, tiene 70 años de historia», describe. «El tema de la digitalización y la transformación no ha sido el fuerte del sector, pero con Busi eso está por cambiar. Queremos que la gente conozca Venezuela en autobús, no en avión, barco o carro propio».

¿Y la seguridad? Perder el miedo es la clave, dice Contreras. «La tecnología, aunque no puede evitar ciertos tipos de situaciones, sí ha fomentado que nos sintamos seguros en los viajes», subraya.

«Por ejemplo, nuestra familia puede ver por dónde vamos, y si hay una empresa que está monitoreando todo en tiempo real, en un mapa, que sabe qué está ocurriendo y cómo va pasando todo, ya se crea un nivel de confianza. La idea es ir evolucionando en el camino con GPS activo y Wifi. Pero hay que comenzar por algo y por ahora nuestra app es el inicio de todo», afirma.

Sin hablar de números

No habla de cifras cuando se toca el tema de la inversión, pero afirma que tiene dos inversionistas principales. «No ha sido fácil, pero ellos nos han traído hasta aquí», dice Contreras. «La experiencia de levantar un negocio es muy compleja para los emprendedores, sobre todo para los tecnológicos, porque el ecosistema no existe realmente. Está muy maduro», explica. «Hay temas complejos alrededor del capital; ocurrieron muchas cosas que hicieron muy difícil el levantamiento, como por ejemplo, en 2023, la caída del Banco de Silicon Valley. Ha sido un trabajo por partes, pero se ha logrado».

En los próximos meses, no obstante, se prepararán para otra ronda de levantamiento de capital porque con ese primero, que se llamó presemilla, ya la app está en la calle. «Ahora nos toca generar tracción, mostrar que el proyecto le gusta a la gente y preparar una ronda llamada semilla para hacer crecer el proyecto. Todo emprendimiento tecnológico apunta a la luna, ¿por qué no? En el crecimiento no hay límites», resalta.

Uno de sus principales aliados son los autobuses de Expresos Occidente

Saidmar Contreras está convencida de que Venezuela es, en definitiva, un país para emprender. «Lo que se viene cocinando desde hace unos 5 años para acá es impresionante y ahora hemos visto cómo hay personas interesadas en escuchar, conocer e involucrarse», dice.

“LA INVITACIÓN ES A CREER EN LOS EMPRENDIMIENTOS, EN EL SECTOR DE MOVILIDAD QUE ES TAN IMPORTANTE PARA EL PAÍS Y QUE ES PARTE DE ESA ECONOMÍA DE ESCALA”.

Invita a los valientes a arriesgarse porque vale la pena. «Acérquense a otros emprendedores, escuchen, observen, aprendan. Entre nosotros sabemos cómo ayudarnos. No necesitas tener todo listo para conseguir el apoyo; si existen ideas geniales, habrá alguien que siempre apostará por ti».

Fuente

El Nacional