IV Edición REM: Recursos energéticos & mineros

Los países ricos cumplen con dos años de retraso su objetivo de ayuda climática

Dos años después de lo comprometido, los países ricos cumplieron en 2022 con su objetivo de aportar 100,000 millones de dólares anuales en ayudas para que los países menos desarrollados hagan frente al cambio climático, anunció el miércoles la OCDE.

En 2022, los países desarrollados aportaron y movilizaron un total de 115,900 millones de dólares para la financiación de la lucha contra el cambio climático en los países en desarrollo", afirmó la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE).

Este organismo es el responsable de comprobar el cumplimiento de esta promesa que data de 2009 y que debe renegociarse en la cumbre climática COP29 organizada en noviembre en Bakú, la capital de Azerbaiyán.

Bajo el auspicio de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, los países desarrollados, como principales responsables históricos de las emisiones de gases de efecto invernadero, se comprometieron en 2009 a aportar hasta 100,000 millones de dólares anuales en ayuda climática entre 2020 y 2025.

Estos fondos sirven en su mayoría para financiar la descarbonización de la energía y los transportes, para garantizar el suministro de agua en los países pobres y para trabajos de reforestación y saneamiento.

La meta final es ayudar a los países menos desarrollados a adaptarse a las consecuencias de los fenómenos climáticos extremos en un mundo ya 1.2 ºC más caluroso que en la era preindustrial.

El retraso en el cumplimiento de este compromiso se había convertido en un foco de grandes tensiones y había bloqueado las negociaciones internacionales sobre la lucha contra el cambio climático.

Muchos países en desarrollo han condicionado el abandono progresivo de las energías fósiles a los esfuerzos financieros de los países ricos que, en su opinión, tienen "una deuda moral" con los más desfavorecidos.

Uno de los principales objetivos de la próxima cumbre climática en Bakú es precisamente acordar el nuevo monto de esta ayuda a partir de 2025.